CAÑAS DE HOJALDRE RELLENAS DE ALMENDRA

Cañas de hojaldre rellenas de almendra, historia:


En este precioso día tenemos una pasta que recuerda mucho al fardelejo riojano, pero que le he dado la vuelta para hacerlo más sencillo con estas cañas de hojaldre rellenas de almendra. No se diferencia mucho del fardelejo, de hecho el relleno es el mismo, pero al utilizar un hojaldre ya preparado, facilitamos mucho la preparación porque en media hora tenemos unas pastas muy parecidas pero infinitamente más sencillas de elaborar. Creo que son ideales para la época navideña precisamente por eso, porque podéis deleitar a vuestra gente con unas pastitas caseras deliciosas y a [email protected] no os va a suponer un gran esfuerzo [email protected] con ellas.

Vídeo paso a paso:


Ingredientes


  • 1 lámina de hojaldre cuadrada

  • 2 huevos (uno para el relleno y otro para pintar las cañas)

  • Almendra cruda molida, la que admita

  • 1 cucharada sopera de azúcar glas (azúcar impalpable)



Cañas de hojaldre rellenas de almendra, preparación:


  • Paso 1

    Ponemos un huevo en un bol y lo batimos muy bien. Después añadimos el azúcar glas, mezclamos y finalmente la almendra molida, que tendremos que ir poniendo hasta que tengamos una pasta de una textura espesa pero no sólida. En la foto se puede apreciar un poco lo que digo, pero en el vídeo lo veréis mejor.

  • Paso 2

    Ahora cortamos el hojaldre en rectángulos de 10x15 cm. más o menos y les hacemos unos cortes cuadrados en las esquinas, de forma que queden 4 solapas. Luego ponemos un poco de relleno en el centro y plegamos los bordes, primero los cortos y después los largos.

  • Paso 3

    Ahora ponemos las cañas en una bandeja con un papel de horno, les hacemos 3 cortes con un cuchillo y las pintamos con huevo batido.

  • Paso 4

    Encendemos el horno a 180 grados con calor arriba y abajo SIN ventilador, y cuando esté caliente metemos la bandeja con las cañas durante 20 minutos (siempre dependiendo del horno, eso es lo que me tardaron a mí).

  • Paso 5

    Pasado ese tiempo, cuando las cañas estén doraditas e hinchadas, las sacamos del horno y cuando se hayan enfriado un poco las espolvoreamos con azúcar glas.

  • Paso 6

    Una vez estén frías del todo (aunque dudo que aguantéis), ya podréis comer estas deliciosas cañas de hojaldre rellanas de almendra, una delicia para el paladar. Nada más por hoy [email protected], mañana nos vemos de nuevo con una receta en Cocina Familiar.


VIDEO DEL DIA EN MI CANAL DE YOUTUBE (SUSCRIBETE)


Deja tu comentario


Síguenos en redes sociales


Postres Caseros colabora con: